Bogotá, junio de 2016 Canal TR3CE. Sebastián Parra es comunicador social, es dj, es músico y presentador, es de Manizales y tiene 31 años. Actualmente los televidentes lo ven en doble horario (De 6 a 7:30 p.m. y de 9 a 10:30 p.m.) de lunes a jueves por el CANAL TR3CE ya que es el anfitrión del late show El Crew.

En su trayectoria ha sido nominado en los TvyNovelas, bajo la categoría de Presentador favorito de Tv regional gracias a su trabajo en el docureality Catfish Colombia, una coproducción de MINTIC, Canal TR3CE y MTV que muestra a personas esperanzadas en descubrir la verdad sobre su pareja online. En este proyecto Sebastián compartió la conducción con Diego Sáenz. Curiosamente El crew, el programa que presenta Parra también estuvo nominado al galardón en la categoría de Mejor favorito de televisión regional, en este mismo también estaba nominado Catfish Colombia.

En El crew, único late show de la pantalla colombiana que cuenta con la dirección de Andrés Felipe González, el manizaleño tiene su propio segmento sobre humor.

SU EXPERIENCIA

Sebastián Parra, llegó de su natal Manizales a hacer las prácticas de Comunicación a Bogotá y encontró su primera oportunidad en RCN Televisión. “Empecé en La Banda Francotiradores, luego pasé por El Gran Show y cuando terminé la práctica me ofrecieron hacer parte del equipo de trabajo de Estilo RCN. Ahí estuve seis años. Luego pasé al canal de deportes WinSports en el que actualmente me encuentro presentando la franja juvenil los fines de semana”. En 2015 Sebastián fue uno de los conductores de Catfish Colombia.

Sebastián, es un reconocido dj y no deja su gusto por la música que le viene en la sangre, incluso, quiso estudiarla de manera profesional. “Mi familia es de artistas. Desde muy pequeño mi papá me inculcó el gusto por la música, incluso el gusto por esas baladas de los años sesenta. Tuvimos un grupo en el que le hacíamos homenaje a los grandes de esas épocas (Sandro, Los Ángeles Negros, Leo Dan, etc) y de ahí viene que haya querido estudiar música. Claramente no podría estudiar música popular en un conservatorio, debía hacerlo con música clásica -que a propósito no es que me apasionara mucho- y ahí empecé a tomar en serio todo eso. Por allá como en el 96 o 97, empezó a llegar la música electrónica a nuestro país; me enamoré de ella. Así, poco a poco, me convertí en DJ”.

Sobre el contenido de Catfish Colombia, Sebastián se mostró muy sorprendido con los alcances románticos de la tecnología. “Cada vez me doy cuenta de cosas nuevas que nunca me imaginé. Es increíble ver cómo hay personas que disfrutan engañando a los demás, llevando una doble vida, o peor aún, confundidas por no saber su verdadera identidad. El cinismo también me sorprende; la frialdad con la que asumen sus actos. Y claro, el hecho de que alguien se sienta solo y quiera relacionarse por internet, es algo que aún me cuesta entender”. Y es comprensible porque a pesar de su gusto por la tecnología y las redes sociales a Sebastián nunca le ha llamado la atención recurrir a esta para establecer relaciones