Un juez de control de garantías de Cartagena (Bolívar) cobijó con detención intramuros a las exfiscales María Bernarda Puentes López y Silvia Esmeralda Angulo, quienes estaban adscritas a la Seccional Bolívar, por incurrir presuntamente en hechos de corrupción.

Con la misma medida fueron afectadas la judicante del ente acusador, Yacira Obregón Taján, y su prima Maurent Isabel Castro Taján, luego de ser señaladas de pertenecer aparentemente a una red que negociaba beneficios como libertades, detenciones domiciliarias y preacuerdos con rebajas de penas a delincuentes, a cambio de cuantiosas sumas de dinero.

Luego de las capturas que se realizaron el pasado 28 de julio, también fueron judicializados José Antonio Zurique Noél, enlace en los juzgados; Jorge Enrique Aguaslimpias Zabaleta, guardián del Inpec; Benjamín Herrera Martínez, procesado por narcotráfico; y su esposa Juana María Villalba García, a quienes el juez les otorgó detención domiciliaria.

Pese a los argumentos de la defensa en el sentido de que las pruebas entregadas por la Fiscalía durante las imputaciones no tenían validez porque la persona que grabó los videos y entregó las pruebas no fue un agente encubierto, sino un provocador que llevó a los detenidos a cometer los delitos, el juez fue enfático en decir que esta persona cumplió legalmente con todas sus acciones.

“No es de este despacho declarar la invalidez de estas pruebas, esto le corresponde analizarlo a otra instancia. El Juez Primero Bacrim avaló la labor de investigación del agente encubierto, por lo que mal haría yo en declarar la nulidad. He tomado como ciertos todos los elementos de prueba que presentó la Fiscalía”, explicó el juez del caso.

En cuanto a las exfiscales María Bernarda Puentes López y Silvia Esmeralda Angulo Ortíz, el juez indicó que aunque se encuentran desvinculadas de la Fiscalía porque presentaron su renuncia, era mejor tenerlas en establecimiento carcelario porque tienen conocimiento de los procesos que están en los despachos y saben en las etapas en que se encuentran, lo que les facilitaría desde sus casas negociar información en aras de beneficiarse y entorpecer el desarrollo de la administración de justicia.

Por otra parte, en las últimas horas funcionarios de la Policía Nacional capturaron en las instalaciones del Centro de Servicios Judiciales a E.R.M., secretario del Juzgado Primero Penal Especializado, señalado igualmente de integrar al parecer esta red de corrupción en la administración de justicia. La Fiscalía lo presentará ante un juez para las audiencias de legalización de captura, imputación de cargos y solicitud de medida de aseguramiento.