Aunque el director de la Policía puso en conocimiento de la Procuraduría, al Ministro de Defensa e incluso también su cargo a disposición del Presidente de la República por la suscitada acusación, pidió investigar penal y disciplinariamente el caso, porque según él, las acusaciones en su contra por parte del Coronel Reinaldo Gómez, son totalmente falsas.

Aunque el hecho de acoso sexual se presentó en 1998 no trascendió y se mantuvo en reserva, pero debido a una investigación que le abrieron al Coronel Gómez por hablar sin autorización en una emisora y por una denuncia en la que menciona a otro oficial, supuestamente, cercano al General Palomino, es lo que hace que el hoy Director de la Policía esté envuelto en este escándalo.

No obstante el denunciante dice no tener pruebas sobre la propuesta de Palomino, pero si tiene pruebas donde otros oficiales que aseguran proceder por órdenes del General, lo intentan persuadir para que se retracte de las acusaciones que hace contra Palomino.

De acuerdo a esto, el General Palomino niega todo es tipo de acusaciones y pidió investigar a los oficiales implicados.

“Cuando el río suena, es porque…” Si las acusaciones no son ciertas y además el denunciante carece de pruebas, no se entiende como el afectado, en este caso el General Palomino, no lo denunció en su momento y permitió que el tema trascendiera.