Eduardo MontealegreEl Fiscal General de la Nación, Eduardo Montealegre Lynett, en rueda de prensa reiteró que ante el anuncio de la guerrilla de las Farc respecto a una tregua unilateral, el Estado por razones constitucionales debe responder con el desescalamiento del conflicto armado y la lucha contra la guerrilla.

“Si en esos meses el desescalamiento va por buen camino pues vamos a llegar finalmente a un cese bilateral definitivo. El modelo de negociar en medio del conflicto, de hablar de paz en medio del conflicto y hacer la paz en la Habana y la guerra en Colombia es un modelo que en este momento tiene que ser absolutamente replanteado para salvar este proceso de paz”, señaló el Fiscal, quien además resaltó el propósito del gobierno y de la insurgencia colombiana por “ir por el camino de un cese bilateral definitivo”.

Montealegre afirmó que el llamado desescalamiento “de ninguna manera va a representar un cese del ejercicio legítimo de la fuerza por parte del Estado frente a organizaciones criminales como las bandas criminales o frente al grupo del ELN que no ha entrado en este proceso”.

El Fiscal explicó que para llegar al cese bilateral sin embargo, se deben dar una serie de condiciones y pasos previos como que el gobierno perciba que las Farc quieren aceptar un modelo de justicia transicional como componente penal. “Sin que existan investigaciones y sanciones contra los máximos responsables por violaciones a los derechos humanos no es posible pactar un proceso de paz”. Insistió que el presidente de la República y los negociadores del proceso deben exigirle a la Farc una definición inmediata frente a los componentes de justicia transicional y respecto a eso advirtió que “el estado colombiano no puede traspasar fronteras ni montar un proceso de justicia transicional sobre la base de amnistías e indultos”.

El jefe del ente acusador dio como ejemplo las amnistías e indultos puestos en marcha en las últimas décadas en países latinoamericanos que fueron declaradas inválidas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos. “Tenemos que avanzar hacia un modelo que esté basado en investigación, sanción y penas alternativas a los máximos responsables por las más graves violaciones a los derechos humanos, si en estos cuatro meses se logra un acuerdo sobre ese modelo de justicia transicional creo que se salva el proceso de paz”, concluyó.

Respecto a la propuesta de una zona de concentración para las Farc, el Fiscal afirmó que una vez producido el cese bilateral el presidente de la República debe contar con instrumentos jurídicos para crear zonas especiales previamente acordadas bajo la protección de la fuerza pública, pues además será una consecuencia del cese al fuego.