El presidente Juan Manuel Santos insistió a los empresarios en que la contratación de obras de infraestructura ha sido totalmente transparente durante su Gobierno.

“No hay un solo cuestionamiento o señalamiento de un pago o de un soborno a ningún funcionario. En el río Magdalena lo único que hay hasta ahora es una sospecha de concusión, que es corrupción entre privados, no con el sector público o con funcionarios del Gobierno. Supuestamente con una empresa que estaba haciendo una obra en Ecuador”, explicó el mandatario.

El mandatario recordó que desde el año 2010 la compañía brasilera Odebrecht ha participado en 15 proyectos y no se ha ganado ninguno referente a la construcción de vías 4G.

“Participó en 5 proyectos de obra pública y se ganó uno. En ese que se ganó hubo 10 participantes y en esa licitación los que perdieron felicitaron al ministro de entonces, German Cardona, por la forma tan transparente como se adjudicó”, dijo.

Sobre la obra de la Ruta del Sol II, que estaba a cargo de un consorcio en el que estaba Odebrecht, el jefe de estado dijo que se está trabajando para reactivar las obras que están detenidas luego que inicio la liquidación del contrato.

“Hablamos con el ministerio de Hacienda para asignar recursos al Invías y que esta entidad continúe con las obras, hasta cuando se pueda abrir una nueva licitación. Hacemos esto de manera proactiva”, agregó.

Durante el diálogo el mandatario de positivo la adición al contrato para incluir la vía Ocaña-Gamarra como el mejor negocio que ha realizado el Estado.