Tras insistir que los impedimentos sólo aplican a funcionarios que tienen bajo su responsabilidad procesos judiciales, el fiscal general Néstor Humberto Martínez aseguró que en el caso Odebrecht ha sido el vocero de la Fiscalía y no el investigador, por tanto no es él quien debe declararse impedido.

“Los impedimentos son figuras procesales que aplican en relación con funcionarios judiciales que tienen bajo su conocimiento las investigaciones respectivas”.

Aseguró Martínez que ninguno de los investigadores que actualmente adelantan el proceso por los sobornos de Odebrecht, han manifestado conflicto de intereses ni deseo de declarar impedimentos, por tanto y por ahora nadie lo hará.

“Frente a los actuales fiscales de conocimiento no se ha iniciado causal de impedimento alguna”.

En caso de ser recusado, como lo anticipó en Caracol Radio la senadora Claudia López, será el propio fiscal quien resuelva la recusación, aunque en reiteradas oportunidades dijo que no encuentra impedimento que deba manifestar.