La ciclista colombiana ha sido suspendida temporalmente.

La ciclista colombiana María Luisa Calle dio positivo en un control antidopaje tras la prueba de persecución por equipos de los Juegos Panamericanos de Toronto. La pedalista ha sido suspendida provisionalmente y no hará parte este miércoles de la contrarreloj individual, que abre las pruebas de ciclismo en ruta.

El análisis de Calle, de 46 años, marcó la presencia de “GHRP 2”, un potenciador que libera la hormona de crecimiento. Esta sustancia se utiliza para fortalecer tendones y ligamentos y para aumentar la masa muscular. Al parecer, la pedalista no reportó oportunamente la utilización de estas sustancias.

La colombiana deberá notificarse hoy del resultado de la prueba y tiene, por reglamento, 48 horas para decidir si pide la apertura de la muestra B.

Calle hizo parte del grupo colombiano que participó, el jueves y el viernes pasados, en la prueba de persecución por equipos, en el que también estaban Yeny Colmenares, Juliana Salcedo y Camila Valbuena. Perdieron con México en la disputa de la medalla de bronce.

En los Olímpicos de Atenas 2004, Calle dio positivo cuando ganó la medalla de bronce en la prueba por puntos. El Comité Olímpico Internacional le retiró la medalla.

Tras un largo proceso, la defensa de la ciclista colombiana le comprobó al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) que, por una reacción química en el tubo de ensayo, el isometepteno (presente en la neosaldina que tomó Calle para el dolor de cabeza) se convirtió en heptaminol, una sustancia que estimula la circulación sanguínea. La entidad dijo que la presencia de la sustancia no fue premeditada y obligó al COI a regresarle el bronce.

La delegación de Colombia ya tuvo un caso de dopaje en Toronto 2015: el beisbolista Javier Ortiz dio positivo por estanozolol, un anabolizante.