El departamento del Huila tendrá por estos días a dos ex gobernadores respondiendo ante las autoridades judiciales. Dos ex mandatarios que según La Fiscalía no cumplieron con las promesas que les hicieron a quienes los eligieron.

Cielo González Villa, quien fue gobernadora del departamento durante los años 2012 y 2015, es ahora investigada por los delitos de Interés indebido en la celebración de contratos, falsedad en documento público y peculado en favor de terceros.

El ente acusador investiga a la ex gobernadora  por los contratos firmados entre la gobernación del Huila y la Fábrica de Licores de Antioquia, que tenía por objeto seleccionar un contratista para celebrar un acuerdo de voluntades de concesión para la producción, distribución, comercialización y venta del aguardiente Doble Anís.

El proceso se inició en 2011 con la apertura de la licitación pública en etapa de pre-pliegos para celebrar el contrato y en 2012 cuando González Villa asumió su cargo, no continuó con el trámite, sino que bajo la modalidad de selección de contratación directa, celebró tres contratos para la producción, distribución, comercialización y venta del aguardiente con la Fábrica de Licores y Alcoholes de Antioquia–FLA-, representada legalmente por Fernando Restrepo.

De acuerdo con la investigación la Fábrica de Licores de Antioquia dejó de invertir 211 millones de pesos en  publicidad, hechos que al parecer la entonces gobernadora no evitó, porque habría omitido verificar que se hiciera la debida supervisión por parte de la Secretaría de Hacienda del Departamento de las obligaciones del contratista.

Por otro lado, en otro proceso pero en la misma Gobernación, un Fiscal Delegado ante la Corte Suprema de Justicia profirió resolución de acusación en contra del exgobernador del Huila, Juan de Jesús Cárdenas Chávez, por el cargo de contrato sin cumplimiento de requisitos legales.

Se trata de los contratos efectuados para la ejecución de diferentes obras municipales en el departamento y que de acuerdo con la investigación se habrían celebrado sin la debida transparencia y desconociendo los principios que regulan la contratación estatal, como estudios previos de conveniencia y pre-factibilidad, entre otros.

Aunque apenas inicia el juicio en contra de los dos ex gobernantes, los ciudadanos huilenses comentan como en su departamento se originó un Carrusel de Contratos en el que están involucrados más funcionarios públicos.