Vik Jedlicka, un político checo, descubrió que en el centro de Europa, entre Serbia y Croacia, existían 6 kilómetros de terreno que no tenían dueño, producto, del desplazamiento de la antigüa Yugoslavia que se dio en los años 90´S.  Vik, pudo reclamar esta tierra gracias al principio de “terra nullius” (tierra de nadie). Y es allí, donde fundó Liberland, el 13 de Abril de este año, una nación donde todo, absolutamente todo está permitido.
Liberland

Liberland, es el resultado de un sueño ideal del político sueco, que quería fundar un país distinto, donde se vivieran todas las libertades, fuera del alcance de las maquinarias políticas, donde se otorga libertad personal y económica a sus ciudadanos, garantizada en la Constitución.

Desde su creación, la nueva nación ha buscado ser reconocida como tal ante organismos internacionales, pero hasta el momento no lo ha logrado. Incluso, países circunvecinos ya han tomado medidas para evitar algún tipo de problema con los habitantes.

Y si está dispuesto a emigrar para ser libre, están recibiendo solicitudes de residencia, en el momento llevan unas 360 mil.Fundadores_Bandera Liberland_2

Esperemos a ver si el modelo funciona, y quizás aparezca un político soñador que se le mida a copiarlo.