La condición que afecta el sistema nervioso central del cerebro y la columna vertebral, es conocida como tumor “Leptomeníngea oligodendroglial”, hace poco se conocían nueve casos, todos en personas adultas.

La enfermedad sorprendió a los médicos dejándolos desconcertados, debido a que es el único caso que se ha presentado en un niño. Por esta razón, el tratamiento al que será sometido George es experimental y los resultados serán expuestos ante el mundo para que conozcan las condiciones y síntomas.

Su madre Julie, de 41 años de edad, expresa con lágrimas que recorren sus mejillas que “…Nada te puede preparar para pasar por algo como esto. Es algo que ha cambiado totalmente nuestras vidas. Ha sido muy duro y va a seguir siéndolo…”

“…Fue un rompecabezas durante nueve meses, al principio, los médicos creían que sus síntomas se debían a una meningitis tuberculosa, pero ahora es único…”, confiesa Julie.

En junio de este año durante una exploración de rutina se dieron cuenta que era otra cosa. Al pequeño se le practicó una biopsia en su columna vertebral y se descubrió que se trataba de un tumor extremadamente raro, pero afortunadamente, es de bajo grado y no es maligno.

La siguiente exploración de George es en Edimburgo el 19 de diciembre, el día antes de su séptimo cumpleaños.

Cada día que transcurre en la vida de esta familia británica es una lotería, mientras que para el pequeño George solo existe un problema, ¿Cómo hará para abrir sus regalos de cumpleaños y de Navidad?