| Washington (Estados Unidos)
Luego de realizar las pruebas correspondientes con análisis comparativo de ADN, el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses concluyó que el cuerpo exhumado en el cementerio municipal de Bucaramanga el 25 de enero pasado, no corresponde con el de Camilo Torres Restrepo.

De acuerdo con el Fiscal General de la Nación (e), Jorge Fernando Perdomo Torres, el estudio se llevó a cabo sobre 25 marcadores que arrojaron como resultado, con una precisión del 99.99999 por ciento, que correspondería al de Mario Belarmino Cáceres Dueñas.

Los análisis del material óseo de muestras craneales y post-craneales se llevaron a cabo en el laboratorio de genética de Medicina Legal en la ciudad de Villavicencio (Meta), que cuenta con equipos de alta tecnología para llevar a cabo los estudios de ADN.

La Fiscalía General de la Nación y el Instituto de Medicina Legal tienen evidencia de que los restos recuperados corresponden a Cáceres Dueñas, cuyo nombre figura en la bóveda en la cual se hizo la exhumación de los restos.

El Fiscal General anunció que el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses continuará con la búsqueda del cuerpo del sacerdote Camilo Torres Restrepo, hasta lograr su ubicación e identificación de acuerdo con lo solicitado por el Gobierno Nacional.

Permitida la reproducción total o parcial citando la fuente