La Policía Nacional desmanteló una organización criminal dedicada al hurto de mercancías mediante la modalidad de piratería terrestre en el departamento de Cundinamarca, los hurtos ascienden a la suma de mil millones de pesos, un total de cinco personas fueron capturadas en Bogotá y Manzanares (Caldas).

Bajo la modalidad de suplantación de autoridad, los ‘piratas terrestres’ realizaban falsos puestos de control de Policía en diferentes vías del departamento de Cundinamarca. Empleando prendas de uso privativo de la Policía Nacional como logos, insignias, uniformes y falsas patrullas ordenaban el pare a conductores de vehículos, generalmente de carga, con la excusa de realizar actividades propias de la Policía Nacional a lo cual los incautos conductores accedían sin ninguna precaución. Una vez el vehículo detenía su marcha los miembros de la banda intimidaban con armas de fuego a los ocupantes; mientras realizaban la sustracción y hurto de la mercancía los delincuentes secuestraban a los transportadores ocultándolos en vehículos de la banda criminal.

Las capturas se adelantaron en la ciudad de Bogotá (Cundinamarca) y el municipio de Manzanares (Caldas) entre ellos se encuentran los cabecillas de la estructura delincuencial quienes participaban en toda la cadena criminal; estas personas presentan antecedentes penales y condenas por los delitos como hurto calificado y agravado, receptación y estafa.