La Policía Nacional capturo a 13 personas en los departamentos de Cundinamarca, Antioquia, Sucre y Tolima, para un total de 58 durante la investigación. Alias el ‘tío’, cabecilla de la organización y capturado en la ciudad de Medellín, de nacionalidad colombo-mexicana, coordinaba la actividad ilícita desde México, utilizando contactos con otros miembros de la organización con el fin de reclutar correos humanos  para transportar divisas desde el exterior hacia Colombia.

Gracias a la cooperación trasnacional capturaron en total 24 azafatas vinculadas a una aerolínea quienes ingresaron ilícitamente al país más de 20 mil  millones de pesos.

De acuerdo con los investigadores, las azafatas camuflaban las divisas en maletas de doble fondo, adheridas al cuerpo y en sus porta vestidos personales, aprovechando su condición de integrantes de la tripulación.

Así mismo, dentro de la organización existían jefes de rutas, es decir asistentes de vuelo que además de ingresar ilegalmente dinero, eran dueño de trayectos para el tránsito de sus ‘pasantes’.

Los capturados, entre quienes además de asistentes de vuelo había profesionales de diferentes disciplinas como oftalmólogos y diseñadores de interiores,  enfrentan penas que oscilan entre los 15 y 20 años.