El hijo de Fidel Castro fue retratado en Turquía mientras disfrutaba de excesivos lujos. Antonio Castro, según informan medios de prensa turcos, viajó desde Grecia a Turquía en su yate privado de 50 metros de largo.

Mientras su padre y su tío mantienen al pueblo cubano sumergido en la carencia, falta de libertades y escasez utilizando la excusa del “bloqueo”, el hijo menor del “líder de la revolución” disfruta como todo un rico de los beneficios que le da tener mucho dinero.

Antonio Castro viajó acompañado de sus guardaespaldas.

Hijo-Fidel-Castro-1
El yate privado de 50 metros de largo

Y mientras en Cuba los niños mayores de siete años se quedan sin un vaso de leche para el desayuno, el dinero de los cubanos es gastado en vacaciones extravagantes de uno de los príncipes de la revolución.

Días antes, uno de los guardaespaldas de Antonio Castro golpeó a un reportero que tomaba unas fotos fuera de un restaurant.